Una marca es mucho más que un logo: M&M’s

Siempre lo hemos visto y hablado con nuestros clientes cuando llega el momento de sentarse a ver y valorar un caso de rediseño de marca o rebranding: una marca es mucho más que un logo.

Con el caso que hoy venimos a exponer, apoya esta teoría, y vemos claramente el trabajo que hay detrás de un rebranding a la hora de querer conseguir el objetivo y posicionamiento de la marca en el mercado.

La sociedad actual tiende a humanizar las marcas, a querer sentir su cercanía, y esta tendencia se cumple con el caso de M&M’s. Raro será el que no haya tenido nunca en su mano o en su boca un puñado de estos ricos caramelos de chocolate. Todavía recuerdo ese spot que decía «se derriten en tu boca, no en tu mano», cuando me marchaba a Irlanda en verano para aprender inglés (y jartarme de todo tipo de chocolatinas…que tiempos!!).

Los M&M’s vieron la luz en Estados Unidos allá por 1941, y ahora en 2022 nos presentan su rebranding con una estrategia clara y definida en la que se centra en fortalecer su vínculo con la comunidad, lo inclusivo y lo diverso. Y como no podía ser de otra manera, lo hacen tomando como protagonista al ampersand de su propia marca (&).

La estrategia de marca de este rebranding queda claramente definida: «Hacer que todos sientan que pertenecen». Se ha desarrollado una identidad visual flexible que permite numerosas combinaciones, de manera significativa, y que puedan «inspirar momentos de diversión compartida».

A su vez, el énfasis recae en el ampersand convirtiéndose así en un elemento distintivo dentro del logotipo de M&M’s. Ya no solo sirve para conectar las «M», también se usará como símbolo de unión de la marca con las personas. Por algo, en esta nueva etapa el claim de la marca es ‘M&M’s For All Funkind’.

El logotipo no sufre grandes cambios visuales, tan solo se equilibra el conjunto, manteniendo recto el logo de M&M’s, en contra de como hasta ahora venía más de lado. Pero por el contrario, es su gama cromática la que gana protagonismo y fuerza visual. El color de los chocolates M&M’s es más potente dentro del nuevo sistema visual, como si de una fiesta se tratase.

La tipografía toma cierta relevancia, y con este motivo y por primera vez en su historia, la marca cuenta con una familia tipográfica personalizada: All Together. Muy de tendencia actual en otras marcas y sus rebrandings como es el caso de Burger King, apuestan por una tipografía divertida, con fuerte mezcla de pesos y anchos. «La verdadera alegría está en los detalles, hay trampas de tinta que insinúan sonrisas y terminales de bola que hacen referencia a la forma circular clásica de M&M’s», comentan desde JKR, autores del trabajo.

En resumidas cuentas, un trabajo muy completo y acertado en su conjunto a la hora de enfocar este rebranding. El tiempo dictará sentencia.